WASHINGTON – El Departamento de Seguridad Nacional (DHS, por sus siglas en inglés) anunció hoy el lanzamiento del programa piloto “Known Employer” (Empleador Conocido) para evaluar un nuevo proceso para los empleadores que interesan contratar ciertos trabajadores a través de las categorías de visas basadas en el empleo.

Al modificar el proceso que utiliza el Servicio de Ciudadanía e Inmigración de Estados Unidos (USCIS, por sus siglas en inglés) para revisar la elegibilidad de un empleador para patrocinar a personas bajo algunas clasificaciones de visas de inmigrante basadas en el empleo y de clasificaciones de no inmigrantes, se espera que el programa piloto “Known Employer” reduzca el papeleo, los costos y las demoras en el trámite de estas peticiones de beneficios. USCIS supervisará este programa piloto, en colaboración con la Oficina de Políticas DHS, el Servicio de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) y el Departamento de Estado (DOS, por sus siglas en inglés).

“El pasado año, DHS anunció que exploraría un programa piloto “Known Employer” para modernizar y simplificar el proceso para los empleadores estadounidenses que buscan emplear ciertos trabajadores extranjeros”, dijo el director de USCIS, León Rodríguez. “Hoy nos asociamos con un grupo selecto de organizaciones representativas de una variedad de industrias para determinar cómo podemos mejorar la eficiencia y aminorar costos. Si tenemos éxito, continuaremos la ampliación de este programa de prueba y promoveremos el comercio robusto, los viajes y la prosperidad económica”.

En enero de 2015, DHS anunció exploraría el programa piloto “Known Employer” bajo la iniciativa Más Allá de la Frontera de Estados Unidos y Canadá. Se destacó que este piloto formó parte de las recomendaciones presentadas al Presidente por un grupo de agencias federales en julio de 2015 en un informe titulado Modernizing and Streamlining Our Legal Immigration System for the 21st Century (PDF).

Los objetivos principales del programa piloto “Known Employer” hará del proceso de adjudicación uno más eficiente mientras reduce las demoras tanto para DHS como para los empleadores estadounidenses que desean emplear a trabajadores extranjeros bajo los programas existentes de visas de inmigrante y no inmigrante, al:

  • Reducir la cantidad de papeleo presentado por los empleadores y retenidos por USCIS;
  • Promover la consistencia en la adjudicación de peticiones y solicitudes basadas en el empleo;
  • Optimizar el proceso de adjudicación para alcanzar mayor eficiencia; y 
  • Proporcionar mayor apoyo a nuestros compañeros de CBP y DOS, que conllevará mayor eficiencia y consistencia en los puertos de entrada y oficinas consulares.

Bajo el proyecto piloto “Known Employer”, hasta un máximo de nueve empleadores preseleccionados presentarán una solicitud para pedirle a USCIS que predetermine que el empleador cumple con ciertos requisitos de algunas clasificaciones de visas de inmigrante y no inmigrante. Al hacer esta solicitud, los empleadores crearán un perfil en la Biblioteca Electrónica de Documentos del Programa “Known Employer” (KEDL, por sus siglas en inglés) y carga documentos relacionados a los requisitos. Los funcionarios de USCIS revisan y predeterminan si el posible empleador cumple con ciertos requisitos relacionados con la clasificación de visa, y si USCIS aprueba la petición de predeterminación presentada por el empleador, el empleador entonces puede presentar peticiones o solicitudes para empleados individuales sin tener que volver a presentar la información de la compañía con cada petición o solicitud. 

No se les cobrará tarifas a los empleadores para participar en el programa piloto “Known Employer”. El piloto tendrá una duración de un año; sin embargo, USCIS puede, a discreción, cancelar o extender el piloto en cualquier momento.  DHS y DOS monitoreará el programa piloto y solicitará opiniones de parte de los participantes de manera constante.

Para más información, incluida una lista de los empleadores que participan del programa “Known Employer”, vea la página del proyecto “Known Employer”.

Source: USCIS