Millones de inmigrantes esperan por una audiencia de un panel de jueces estadounidenses sobre la Acción Ejecutiva del presidente Barack Obama que, mediante alivios migratorios, regularizaría su situación en Estados Unidos.

El próximo 10 de julio de tres magistrados de la Corte de Apelaciones del 5to. Circuito en Nueva Orleans escuchará a abogados defensores y detractores de los alivios migratorios, algo que puede beneficiar a cinco millones de personas o situarlos en una situación de deportación.

Ese día los abogados del Departamento de Justicia y de los 26 estados que demandaron la medida expondrán sus argumentos orales, y los jueces escribirán su opinión. Los alivios migratorios fueron anunciados por Obama el 20 de noviembre y dos semanas después, el 3 de diciembre, un grupo de 26 estados (24 de ellos gobernados por republicanos) demandó la medida argumentando que se extralimitó el Poder Ejecutivo y que el beneficio viola la Constitución.

El 16 de febrero el juez Andrew S. Hanen, de la Corte de Apelaciones del 5to. Circuito en Brownsville, Texas, emitió una orden cautelar que frenó la entrada en vigor de la decisión presidencial.
Una semana más tarde el Departamento de Justicia presentó un recurso de emergencia para que Hanen revirtiera el dictamen, algo que no hizo y obligó a la Casa Blanca a recurrir a la Corte de Apelaciones con un nuevo recurso de emergencia y una apelación a la demanda en su totalidad.

Resultado de esto, el 25 de mayo el tribunal de Apelaciones de Nueva Orleans ratificó el fallo de Hanen, una decisión que conmocionó a la comunidad inmigrante. Se espera que pueda haber un fallo sobre el caso en septiembre o agosto, y el que pierda irá a la Corte Suprema de Justicia, estiman fuentes del entorno judicial.

Juan José Gutiérrez, presidente del Movimiento Latino USA de Los Ángeles, un grupo de apoyo a los inmigrantes, en declaraciones a Prensa Latina manifestó que no esperan mucho del panel teniendo en cuenta su composición. Son los mismos que ya tomaron una decisión en mayo y que mantuvieron el fallo que dictó Hanen en febrero. Hay que ser realistas, dijo, ya que este circuito de apelaciones tiene fama de ser la corte más conservadora de todo el país.

La medida gubernamental ampara de la deportación a cerca de 5 millones de indocumentados padres de ciudadanos o residentes legales permanentes (DAPA, por sus siglas en inglés) y de jóvenes indocumentados protegidos por la acción diferida de los Dreamers (DACA, por su sigla en inglés) que están en Estados Unidos desde antes del 1 de enero de 2010.

El panel de Nueva Orleans está integrado por los jueces conservadores Jerry Smith, (designado por el presidente Ronald Reagan) y Jennifer Walker Elrod (nombrada por el presidente George W. Bush), y Stephen Higginson (seleccionado por el presidente Barack Obama).

En Inmigración Inteligente estaremos pendientes de este y otros temas de actualidad, síguenos en nuestras redes sociales para ponerte al día.

Fuente: Agencias

Asesores a tu medida